Trastorno alimentario en menores

A menudo los padres tiene que enfrentarse a un Trastorno alimentario de un menor en casa. Estos trastornos suelen detectarse mediante cambios en la conducta alimentaria de los hijos. Los menores comienzan a comportarse de manera diferente a lo habitual cada vez que ingieren alimentos, utilizando estas comidas como una forma de expresión de su mundo emocional.

Los menores inician la preadolescencia a los 8 años y la finalizan a los 11 años. Esta etapa se caracteriza, como todas las etapas evolutivas, por cambios psicológicos, emocionales y físicos. No saber adaptarse a esta nueva etapa evolutiva conlleva en ocasiones síntomas patológicos en el menor. Entre estos síntomas, en la última década adolescente, aparecen con más frecuencia los Trastornos Alimentarios. Los menores que padecen Trastornos Alimentarios no han podido adaptarse a los cambios en el desarrollo de manera sana, no han desarrollado una autonomía respecto a las figuras de los padres y no son capaces de gestionar conflictos en el núcleo de convivencia familiar o con el grupo de iguales. Se desbordan ante este tipo de situaciones y desarrollan sentimientos de inseguridad, bloqueo, miedo o ansiedad que expresan a través de la ingesta de la comida. 


Trastorno Alimentario de la Anorexia en menores

El Trastorno Alimentario denominado Anorexia se desarrolla a partir de la pre-adolescencia o etapa adulta. Los menores que padecen este Trastorno se caracterizan por una expresión emocional contenida y una personalidad rígida. Los padres que tienen hijos/as que padecen este Trastorno Alimentario, aúnan características en su relato al explicar cómo ha sido la relación de su hijo/a con la comida .Los padres expresan frases como: "mi hijo no quiere comer", "mi hijo no come nada", "mi hijo come muy poco", "mi hijo come mucho", "mi hijo come despacio" entre otros. En el inicio de la pre-adolescencia la sintomatología asociada al Trastorno alimentario de la Anorexia Nerviosa en menores se puede manifestar con:

• Comer menos cantidad en las comidas en familia.

• Jugar con la comida del plato en lugar de comer.

• Expresar miedo a aumentar peso.

• Tristeza persistente en su estado de ánimo.

• Alteración de la percepción del cuerpo.

• Pérdida repentina de peso.

• Halitosis y sensibilidad al frío.


Trastorno Alimentario de la Bulimia en el menor

Otro Trastorno Alimentario que se dan con frecuencia en menores es la Bulimia. Los menores se caracterizan en este caso por una personalidad impulsiva y baja contención emocional. Los padres utilizan expresiones tales como "mi hija come con ansiedad", "mi hija tiene hambre a todas horas", "mi hijo siempre esta picando comida", "mi hijo esconde comida" para expresar la sintomatología que presentan sus hijos y que está asociada al Trastorno Alimentario denominado Bulimia Nerviosa. Los síntomas y conductas más frecuentes que se dan en estos menores son:

• Comer a escondidas.

• Episodios de ausencia de ingesta.

• Dolor de barriga y de garganta.

• Cambios emocionales bruscos.

• Alteración de la percepción del cuerpo.

• Subidas y bajadas de peso frecuentes en periodos breves de tiempo.

• Vómitos.


Tratamiento de los trastornos alimenticios en menores

Los psicólogos especialistas en Terapia infantil en Psicodinamic afirman que es saludable dar espacio a los menores para que expresen sus emociones. Así, los padres, hacen una escucha activa de las vivencias diarias que sus hijos les relatan. Es positivo también aplicar pautas como horarios de comida, respetar el ritmo y la cantidad de ingesta que el menor desee, fomentar la flexibilidad en el tipo de alimentos escogidos por el menor y crear espacios de comunicación entre padres e hijos donde éstos puedan expresar como se sienten. Si a pesar de estas pautas, no se dan cambios o persiste alguno de los comportamientos anómalos durante un periodo alargado en el tiempo, es recomendable acudir a un Psicólogo especializado en Terapia Infantil y comenzar una terapia psicológica para tratar el Trastorno Alimentario.


¿Hacer terapia online es posible?

En Psicodinamic nuestros psicólogos especializados en Terapia Infantil ofrecen la posibilidad de hacer terapia presencial en nuestro gabinete en Barcelona, así como la modalidad de terapia online.Son muchas las razones por la cuales iniciar una terapia por Skype y a distancia. En la actualidad, entendemos que debido a la situación de prevención sanitaria y confinamiento por el Covid-19, así como estar en aislamiento por Cuarentena, no debe ser motivo para que no inicies o continúes tu tratamiento. Por eso la terapia online es el mejor recurso en estas situaciones para que no dejes de cuidarte.

Nuestros Psicólogos también se adaptan a las nuevas situaciones y tecnologías para poder ofrecerte con la misma profesionalidad y rigor una terapia individualizada y eficaz consiguiendo, aún en la distancia, que se restablezca el bienestar y la salud emocional en tu vida.